Stromaer el genio belga de la música contemporanea

Poco podía imaginar Paul Van Haver (Bruselas, 1985) que ese sobrenombre de “Stromae” que había escogido a los 15 años le llevaría a convertirse en uno de los compositores y músicos francófonos más importantes del panorama musical del siglo XXI. De ascendencia ruandesa, Stromae –maestro a la inversa- mezcla de forma hipnótica pop electrónico, rap y sonidos africanos, y ha conseguido desde su primer gran éxito Alors on Dance, llevar la música en francés a medio mundo.

Fue en 2010 cuando lanzó su primer álbum, Cheese, y fue ese Alors on Dance el que le hizo posicionarse en lo más alto de las listas de éxito en países como Francia, Alemania, Estados Unidos o España.
Desde entonces, el belga ha seguido creando y en 2013 lanzaba su segundo y último álbum hasta ahora, Racine Carrée (Raíz cuadrada), con el que consiguió buenas críticas gracias a sus letras melancólicas y pesimistas, pero que a través de sonidos dance y electrónicos invitan según el propio cantante a “bailar para olvidar los problemas”.

El primer y más famoso single de Racine Carrée, Papaoutai, se convirtió en éxito rotundo, gracias en parte a su videoclip y a la historia que hay detrás de la canción, en la que se narra la angustia de un niño que no encuentra a su padre, en referencia al padre de Stromae, asesinado en el genocidio de Ruanda cuando él era un niño: “Hay un 20% de rumba, 20% salsa, 20% rap, 20% dance y folk francés. Me quiero quedar esa mezcla porque es como que quieres llorar pero bailas sobre la melancolía”-

La viralización del videoclip de su segundo single Formidable, hizo que aumentara aún más su fama. El vídeo, que ya alcanza millones de visitas, fue grabado en el centro de Bruselas con cámara oculta, y en el que se pueden comprobar las reacciones de los ciudadanos al ver a al cantante bailando y cantando solo y supuestamente bebido.

Se trata del disco más internacional del músico y cantante, que logra discos de oro y platino en diversos país, consolidándose en Europa como una de las grandes promesas de la música. Se convierte en el trabajo francófono más escuchado en el mundo.

En su videoclip, Carmen, Stromae hace una dura crítica a la relación y a la obsesión por las redes sociales, todo ello escenificado por un pájaro muy parecido al logo de Twitter y creado por el célebre dibujante y director Sylvain Chomet (El Ilusionista, Bienvenidos a Belleville). Una pieza que en menos de 24 horas de su estreno alcanzo las 700.000 escuchas. Stromaer pareceria tener el toque de Midas al hacer de oro y viral todo lo que toca.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *